Publicado el Deja un comentario

Conviene escucharnos

La vida empuja de tal manera, son tantos los datos que nos ametrallan, tantas las preocupaciones, que apenas si dedicamos tiempo a escucharnos atentamente. Con este poema os deseo una semana reflexiva y agradable.

El yo profundo habla

de silencios,

de instantes insatisfechos,

de abrazos reprimidos,

de vacío y soledad.

El yo profundo habla

entre el ruido de los motores,

en la intimidad del duermevela,

contra el vértigo profesional,

sobre el silencio de las esperas.

El yo profundo habla.

Pero aún permanece,

el oído interno,

lleno de cera.

Poema V

“Mística mundana”

© César Sobrón

Publicado el Deja un comentario

Reírse es sano

Siempre nos queda el sentido del humor para disfrutar de la vida, a pesar de los pesares. Os deseo una semana muy divertida con este par de poemas.

El humor

Quien encuentra

la parte cómica

en el centro

de su tragedia personal,

es más afortunado

que el que se topa,

de pronto,

con una mina de oro

o una inmensa bolsa

de petróleo.

Poema VII

~ ~ ~ ~ ~ ~ ~

El humor hace comprensibles

las miserias humanas

ajenas y propias.

El humor genera

compasión y empatía

a la hora de penetrar

en los silencios

y las contradicciones.

Poema XXX

Abstractos”

© César Sobrón

Publicado el 1 comentario

Dos de otredad

Rugen los silencios

Rugen los silencios

entre las mentiras consensuadas.

Enfermas las palabras,

se pudren los discursos,

muere la esperanza,

estalla la tristeza.

Rugen los silencios

en las cabezas amuebladas

con argumentos solidarios.

Deconstruyen verdades

absolutas y perniciosas.

Asoma el niño inquieto.

La curiosidad crece.

Vencen las ideas de la humanidad

vinculada.

vinculada.

Poema XI

¿Globalización?

Aún hay vosotros

y ellos.

Aún hay tú

y él.

Aún queda camino

a recorrer, humildes,

hasta alcanzar el nosotros

y, fundidos, aprendamos

a fabricar, a diario,

el inmenso paraíso.

Paraíso global.

Aún queda camino,

camino de esperanzas,

camino de respetos.

Poema IX Otredad

© César Sobrón