Publicado el Deja un comentario

Apariencias

Todos sabemos que no es fácil discernir entre realidad y apariencia, entre ser y parecer. Seguir la moda o el discurso interior es el dilema. Os deseo a todos una semana intensa y esencial, con este poema.

Preocupados por la imagen,

olvidamos las esencias.

Obcecados con las formas,

se nos quiebra la belleza

entre una selva de modas

para uniformar tribus.

~ ~ ~ ~ ~ ~ ~

La apariencia gana.

La velocidad lo facilita.

Al ganador se felicita.

Al perdedor se le desprecia,

herido de envidia,

se le afea la cara y la palabra.

Poema XXVIII «Pretextos»

© César Sobrón